Android
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Dispositivo Android lento, ¿Qué puedo hacer?

Lo primero que debes hacer es detectar si el problema es de hardware.

Tu dispositivo Android va lento porque es un modelo antiguo y ya no puede rendir como cuando lo compraste, es porque la tecnología avanza a pasos agigantados y las aplicaciones cada vez exigen un mayor rendimiento, por desgracia para nuestros bolsillos…

La solución es clara, comprar uno más moderno 🙁

Si dispones de poca memoria RAM – a día de escribir este artículo, lo recomendable ya son a partir de 6 GB de RAM –  es normal que el teléfono sufra y se ralentice, las aplicaciones cada vez mejorar más, pero a la vez consumen más recursos.

circuito integrado

También debes asegurarte de que tienes una buena cantidad de memoria física (capacidad de almacenamiento) para no quedarte corto, ya que este es uno de los problemas más comunes que te puedes encontrar. Una solución es ampliar con una tarjeta de memoria externa (SD), pero a veces también puede resultar insuficiente.

Existen muchas aplicaciones como CPU-Z Hardware Info (gratuita en Google Play), que te proporcionan toda la información sobre tu sistema Android y podrás comprobar si  realmente va lento porque se ha quedado obsoleto o por el contario dispone de hardware suficiente y el problema es de software.

Sin instalaciones de aplicaciones de terceros, Android nos informa también de las características del teléfono: en Ajustes y accediendo a un apartado que según el modelo de dispositivo puede variar, pero generalmente suele llamarse Información del teléfono. Suele estar situado al final del menú de ajustes.

Si es así, si el problema se debe a una mala gestión del software entonces hay esperanzas, porque puedes optimizarlo para que aumente su rendimiento.

Sobre esto es de lo que quiero hablarte en esta entrada, vamos a ello.

Reinicia el dispositivo cada cierto tiempo

Aunque Android está diseñado para no apagarse nunca, cada cierto tiempo es recomendable hacerlo.

Muchas aplicaciones van quedando abiertas y consumiendo recursos en segundo plano si no están bien gestionadas. Al reiniciar el terminal, conseguirás cerrar esas apps y mucha cantidad de memoria caché acumulada (que también influye en el rendimiento) será eliminada.

Esto no es la panacea ni mucho menos, igual no soluciona nada, pero es un primer paso a dar…

Actualizaciones

Esto es algo obvio, pero que mucha gente no acaba de entender.

Por un lado está el sistema operativo de Android, que debe estar actualizado a su última versión. Tanto el sistema operativo como los parches de actualización, que son pequeñas mejoras de rendimiento y seguridad que nos proporciona el fabricante cada cierto tiempo (se supone que mensualmente), hasta que deja de hacerlo por antigüedad del dispositivo.

Cada nueva actualización del sistema Android mejora a la anterior en rendimiento, estabilidad y gestión de recursos.

Android 11

En los ajustes de tu terminal, en Actualización del software (una vez más dependerá de la marca), debes tener un apartado dedicado a ello que te indicará si existe actualización disponible o estás al día.

Por otro lado, todas las aplicaciones deben estar actualizadas y al día, ya que los creadores van incluyendo mejoras de todo tipo en cada nueva entrega. Esto es muy importante aunque no lo parezca.

Mantén todas la aplicaciones recientes cerradas

Aunque se supone que Android gestiona perfectamente la multitarea, o sea, mantener varias aplicaciones abiertas al mismo tiempo para hacer uso de ellas más rápidamente, es recomendable y una buena práctica ir cerrándolas cuando no se van a seguir usando, de esta manera liberamos más memoria y podemos usarla para otras tareas.

Esto lo hacemos con el botón de aplicaciones recientes, arrastrando las pantallas se cierran. En sistemas Android más modernos te dará la opción de cerrar todas a la vez.

Aplicaciones recientes Android

Este es uno de los grandes motivos por el que nuestro sistema se ralentiza, tenemos multitud de aplicaciones abiertas consumiendo mucha memoria RAM. Mi consejo es que te acostumbres a cerrarlas una vez usadas, sobre todo si no vas holgado de recursos.

Gestiona bien tus aplicaciones instaladas

No instales más de lo que necesitas, tener multitud de aplicaciones no va a hacer mejor tu teléfono, lo único que conseguirás será llenar la memoria interna cada vez más y esto repercutirá en el rendimiento.

Puede haber aplicaciones que se queden bloqueadas o no funcionen bien. Desinstala o fuerza el cierre. Esto lo puedes hacer accediendo a dicha aplicación donde verás varias opciones: abrir, desinstalar o forzar detención.

forzar cierre android

También existen aplicaciones que realizan las mismas funciones que otras más famosas y consumen menos recursos. Por ejemplo: existen apps para Facebook, Twitter, etc. que son mucho más ligeras que las oficiales que devoran los recursos, sobre todo Facebook.

Por aquí, también puedes ahorrar.

Libera más memoria

Haz copias en un almacenamiento externo de: documentos , fotos, vídeos, etc. que ya no utilices y sácalos del dispositivo, de esta manera también ahorrarás mucho espacio.

Borra la memoria caché en las aplicaciones

La memoria caché nos facilita la vida guardando unos archivos temporales que contienen información que utilizada por las aplicaciones para no demorarse tanto en su apertura la próxima vez. Pero con el tiempo se acumula una gran cantidad de estos ficheros y debemos borrarlos para liberar memoria ya que acaban ocupando un espacio considerable.

En este artículo explico como borrar la memoria caché en Android y en este otro: como borrar la caché, cookies y archivos temporales del navegador web, otra tema también muy importante en cuanto al rendimiento cuando navegas por Internet y notas ralentizaciones.

Restablece de fábrica

Si con nada de las anteriores medidas quedas satisfecho, la opción que te queda es el restablecimiento de fabrica del terminal ,o sea, dejarlo como cuando lo compraste.

La idea es dejarlo como vino de fábrica, con el mínimo de aplicaciones y totalmente limpio de «archivos basura».

restablecer android

Todos los móviles, tabletas o cualquier dispositivo Android dispone de esta opción en sus ajustes, como siempre depende del fabricante donde coloca esta opción que suele estar en Sistema.

Para poder acceder rápidamente, usa el buscador de los ajustes y con escribir «restablecer» podrás encontrarlo. No hay vuelta atrás, así que asegúrate de tener a salvo todo lo que quieras mediante una copia de seguridad antes del restablecimiento de fábrica.

Conclusiones

¿Dispositivo Android lento? Quizá se deba a una mala gestión de él por nuestra parte.

El sistema está optimizado para realizar sus tareas de mantenimiento y es autosuficiente, pero a veces debes ayudarle y acostumbrarte a algunas buenas prácticas para un mejor rendimiento.

Si dispones de un dispositivo nuevo o de alta gama, puedes llegar a pensar que estos pequeños pero prácticos consejos no van contigo.

Te acabará pasando en algún momento y acostumbrarse a estas «buenas practicas» te harán disfrutar más de tu teléfono, tableta o cualquier otro dispositivo con sistema operativo Android.

¿Te ha gustado el artículo? Compártelo. Gracias :)

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Deja una respuesta